miércoles, 18 de junio de 2008

Life on Mars



Si bien Gene Hunt me entudiasma como personaje, por ahora, la serie pudiera resultar un tanto descafeinada. Sam Tyler (Tyler, qué buen nombre) es inspector jefe en la comisaria de Hyde -Manchester- allá por 2006. Tiene un accidente de tráfico y entra en coma. Extrañamente, despierta en el mismo lugar en el que sucede el accidente, pero es 1973. La autopista por la que viaja en 2006 ni siquiera está construida y es una mera promesa.

Desorientado completamente, Sam se da cuenta de que ha viajado en el tiempo, y de que ha de poder regresar por lo que dejó atrás. Su trabajo ahora es el de inspector raso en una comisaría diferente, como si su viaje se correspondiera con un mero traslado entre comisarías en la década de los 70, y con Hunt como superior.


Está bien... juegan con ventaja. La sobreexplotada trama policíaca nunca me ha caido muy bien. Todos los casos me parecen iguales, dentro de una cierta variedad. Tiene que haber un secuestro, varios asesinatos -en los que has enfilado por dónde van los tiros antes de que lo averigüe Sam, que es el listo- corrupción, drogas, etc.

No obstante, hay varios capítulos -reducibles a secuencias- que YO salvaría. Uno de ellos es el episodio en el que los hombres de Hunt detienen a Warren, el capo de una pequeña mafia en Manchester cuya sombra cubría también a ciertos hombres en las filas de la policía, entre ellos, a Hunt y su equipo. Otro es en el que los miembros de la comisaría se ven implicados en un caso de encubrimiento por una muerte ocurrida en los calabozos. Sam intentará probar la negligencia de su propio equipo, creyendo así que podría volver a despertar en su época.

Los sentimientos y valores de Sam se me antojan, como poco, confusos. ¿Es verdaderamente noble y honrado, o sólo lo hace para salir del paso y volver así a "la realidad"? Un personaje, para MÍ, poco delimitado y maleable. Físicamente es un tirillas, y es poco creíble que tenga la fuerza suficiente como para hacer cumplir la ley coercitivamente.

A veces, muchas de las escenas me recuerdan a esa frase de Bob: "podría haber sido vomitado por el ordenador personal del guionista más holgazán", y no me refiero a lo previsible de la trama, si no los a tintes tópicos con los que se viste en diversas ocasiones. (No, por favor, la lucha entre diferentes departamentos en la comisaría, encarnada en los personajes de Lython y Hunt, debe ser algo como una crítica al topicazo por la completa mofa de la que hace gala. ¿Es una serie seria o estamos con las medias tintas?) Me desconcierta muchas veces.

A MÍ parecer, el personaje de Annie es, junto con Hunt, lo único que salvaría de la serie. Pero Dios sabe bien que no me tragaría temporadas y temporadas de un tipo de serie como ésta sólo con dos personajes como incentivo principal. Veremos qué nos depara la segunda temporada. Y es cierto: el que los capítulos duren 50 minutos y la política de 8 episodios por temporada incentivan a verla.

5 comentarios:

gatosnegrosnosmiran dijo...

...

...Sí Lisa, papá es profesor...=)

malofo dijo...

YO acabo de salir de MI primera sesión y YO no he abierto NI boca.


Totalmente en desacuerdo

Gelita dijo...

Totalmente, eh?

¿Ni siquiera te parecen buenos personajes Hunt y Annie? =P

J. dijo...

Dos cosas:
La una, ¿por qué tenés que reseñar que tu opinión es tuya?
Sabemos que no vas a sentar cátedra, ¿intentás protegerte de quien si lo hace?

;)

La segunda, me encanta esta frase, la utilizaré en el juicio:
"para hacer cumplir la ley coercitivamente"

Gelita dijo...

Tengo 2 preguntas para usted:

1-¿Dónde está la flauta?

2-Démela